8 consejos de planeación a futuro para dueños de empresas

8 consejos de planeación a futuro para dueños de empresas

Banco BASE

13/10/2015

En los negocios, como en la vida misma, una planeación financiera adecuada y oportuna puede ayudar a tener claridad.

En la mayoría de los casos, los socios tienen que jugar numerosos papeles dentro de la organización para mantener todo a flote.

¿Cómo disminuir el riesgo financiero? ¿Cómo definir presupuestos en mi empresa? ¿Cómo realizar una planeación financiera eficiente? ¿Qué tipo de interés en la planeación financiera tengo realmente ?

Muchos hombres de negocio tienen objetivos bien definidos y grandes sueños, pero muchas veces se agobian con una lista interminable de tareas y ven limitado el tiempo para llevarlas todas a cabo.

Es arriesgado tomar decisiones por su cuenta, sin información o un análisis detallado. A menudo esas decisiones lo único que traen son lamentaciones.

Por eso, en la planeación financiera, hay consejos que te servirán de mucho:

1. Gestión, Efectivo y deuda niveles: Para un negocio "joven" que requiere importar o exportar productos o servicios, la gestión de flujo de caja y los niveles de deuda son de suma importancia. Es fundamental controlar los gastos (más en épocas de volatilidad) y estar siempre atento a los tipos de cambio para financiar la operación.

2. El pago a ti mismo: Los propietarios pueden pagarse a sí mismo un salario, en parte por las razones que vienen de arriba o para minimizar la nómina e impuestos personales. Estos pueden ser de gran ayuda a la hora de los impuestos, pero pueden dejar a los socios con muy poco para su retiro o para otro tipo de inversión.

3. Objetivos personales: Como propietario, debes hacer el esfuerzo para especificar cuáles son tus metas personales y armar los planes de negocios a largo plazo. Hay herramientas y aplicaciones para ayudarte a articular esas metas, una vez que tengas una mejor idea de lo que buscas.

4. Diversificación de activos: Asegúrate de que la inversión sea compatible con el riesgo que estás dispuesto a soportar. No seas presa del "market timing". Determina una política de inversiones y ejecútala de manera disciplinada.

5. Gestión de Riesgos: La protección de la familia o el negocio muchas veces es pasada por alto por los propietarios. Seguros de vida, coberturas, acuerdos de "compra-venta" de acciones de un socio fallecido son instrumentos legales que te permiten proteger si algo sucede.

6. Planificación de la sucesión: Sácale el máximo partido al negocio en la forma que tenga mejor sentido para ti. Así las decisiones de gestión de patrimonio estarán orientadas a tu filosofía después que te retires o ya no estés.

7. La planificación patrimonial: Sin importar la edad, el propietario de un negocio debe reunirse con un abogado o un especialista calificado en planificación del patrimonio para discutir y asegurar las metas y deseos en esta área se reflejen adecuadamente en los documentos de sucesión (incluyendo planes para activos de la empresa).

8. La elección de un  financiero: La orientación y ayuda que prestan los expertos en planeación es primordial. Hay que elegirlo con prudencia y siempre debe demostrar saber alternativas distintas para salir de situaciones específicas.

¿Es este experto alguien que no tiene conflictos de intereses y pone en primer lugar los intereses de los socios?

Con poca suerte y trabajo duro podrás alcanzar los desafíos más grandes dentro de tu negocio. No te olvides de ponerte en marcha y mantenerte en el camino para lograr tus metas financieras. Comienza aquí